domingo, 4 de marzo de 2018

LUCES DE CIUDAD



Llevaban horas decidiendo el lugar dónde poner el sofá. Antes, ya habían acordado el color de las paredes de cada habitación y cuál sería el mejor modelo de Smart TV. Bastante les había costado consensuar el tamaño de la cama, así como el reparto del vestidor. Ella había salido ganando, tendría más espacio para colocar su ropa, los zapatos y complementos. Él, a cambio, dispondría del ático como gimnasio. 

El debate finalizó de madrugada y les sorprendió abrazados el amanecer. El cansancio venció a los sueños cuando se encendieron las estrellas al apagarse las luces sobre su banco del parque.


(Relato finalista en el programa Wonderland de RNE4 el 03/03/2018)



2 comentarios:

  1. Pilar, muchísimas felicidades por ser finalista en Wonderland, y un honor y gran felicidad el estar ahí contigo, muy contento por ello. Tu relato en un primer párrafo nos cuentas como van a decorar y repartirse las habitaciones de la casa tus protagonistas. Pero en tu segundo párrafo, que es bellísimo, nos muestras que todo son sueños de unos desamparados, pero lo haces con tanta dulzura y mostrándonos con tus letras ese abrazo, ese cielo estrellado, "se encendieron las estrellas" que bella frase.
    Un texto en el que nos envuelves con tus letras en una realidad que está al lado nuestro. Y por último un gran título para un excelente y magnífico relato. Felicidades de nuevo, y con muchas ganas de leerte en lo más alto de Wonderland.
    Besets al collet y muchos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Javier, muchísimas gracias por tu bellísimo comentario para mi relato.
      Pero lo mejor ha sido, que este relato haya sido finalista junto a tu magnífico relato. Nada podía hacerme más feliz. Deseo leerte muy pronto como ganador, que desde hace tanto tiempo mereces.
      Besets al collet.

      Eliminar