martes, 17 de abril de 2018

SIN ALIENTO



Brilla la alegría en sus ojos mientras ve crecer el maíz de sus campos. Ha derramado en ellos hasta la última gota de sudor trabajando de sol a sol. Del beneficio que obtenga depende que conserve su casa, que su familia deje de pasar hambre. 

El último temporal hirió de muerte su frágil economía y salvaron la vida de milagro. Pudo empezar de cero con la ayuda de la usura, que ahora espera cobrar su botín. 

Duda si recogerá la cosecha cuando escucha rugir a la tormenta. Cruza los dedos deseando que pase de largo e incrédulo mira al cielo.



Relato publicado la III semana de Abril en
https://www.cincopalabras.com/ 

Las palabras obligadas, regalo de Beatriz Pérez Otín
y por este orden son:
Alegría - Maíz - Duda - Incrédulo - Cielo.



lunes, 16 de abril de 2018

ATRAPADO


Desde que ella se fue, intento encontrar una salida para escapar de su ausencia y de esta soledad que me ahoga. Lo he intentado todo, pero sin éxito. Cuando fracaso, aún me hundo más en la tristeza. Duele tanto que me vuelvo muy melancólico. En mi corazón llueve silencio, siempre es otoño y mi alma tiembla, vacía. Permanezco encerrado en este laberinto, donde cada posible vía de escape me devuelve al punto de partida. 

Nunca me daré por vencido. Seguiré gritando hasta que alguien me escuche. Necesito que sepan que estoy aquí, atrapado dentro de mi cuerpo, que sigo vivo.


Fotografía: Kevin Corrado.

sábado, 14 de abril de 2018

LA BELLEZA VENCE A LA FUERZA...


La belleza vence a la fuerza 

con esfuerzo, constancia 

y corazón.



LA PASIÓN NO ATIENDE A RAZONES...


La pasión no atiende a razones 

cuando late el corazón 

ciego de amor.



VUELA LA NIÑEZ...


Vuela la niñez 

chapoteando los pies 

saltando olas 

en cielo de aguamarina. 

De mariposas su cabello 

aletea con el viento 

entre nubes de espuma 

y pájaros de silencio. 

Se mece con las mareas 

jugando a alcanzar el sol 

mientras el tiempo 

detiene su reloj.



CUANDO DESCUBRES QUE PUEDES VOLAR...


Cuando descubres que puedes volar 

ya no te detiene ni el miedo...



HAY CARICIAS...


Hay caricias 

que susurran en la piel 

despertando el deseo, 

hay besos 

que te hacen volar 

sobre la flor del viento, 

hay suspiros 

que saben a ti 

y espuman el silencio. 


Eres caricia, beso y suspiro, 

deseo, viento y silencio 

cuando te sueño.



NO HAY AMOR PEQUEÑO...


No hay amor pequeño 

si anida entre las manos 

que acarician su alma 

mientras late su corazón.


Ç

ME ENVUELVE EL SILENCIO...


Me envuelve el silencio 

la oscuridad de la noche 

y tu ausencia. 

Apenas puedo respirar 

bajo el recuerdo de tu piel 

que cubre mi cuerpo 

y suspiro. 

Ahogo tu aliento 

escondido en mi cabello 

entre mis sueños y tus besos 

y echo a volar 

con alas de viento.



EL AMOR SE SIENTE EN SILENCIO...


El amor se siente en silencio 

con el lenguaje que las caricias 

escriben con nuestras manos 

cuando versan a flor de piel.



DESNUDAR EL CORAZÓN...


Desnudar el corazón 

al calor de tu aliento 

latiendo bajo tu piel. 

Cerrar los ojos 

palpitando de emoción. 


Perderme en tus brazos 

al anidar en tu pecho 

respirando a la vez. 

Sentir tus besos 

acariciando mi voz. 


Mis labios en tus labios, 

amor con amor.



viernes, 13 de abril de 2018

DESAYUNO SIN DIAMANTES


Publicación de mi relato DESAYUNO SIN DIAMANTES en el n. 41 de la Revista Valencia Escribe, correspondiente al mes de Abril de 2018





jueves, 12 de abril de 2018

SIN RETORNO


¡No quiero volver a verte! gritaban sus ojos inyectados de ira, mientras salíamos de casa. Emprendimos aquel viaje eterno, donde el tercer pasajero era el silencio que dolía en las entrañas. No hubo ni un pequeño roce de su mano, ni una muestra de cariño. 

¿Qué pudo ser tan grave para merecer ese desprecio? Hemos vivido juntos tantas dificultades… Antes, le bastaba una mirada de amor y mi compañía para olvidarlo todo. 

Al final, descubro que es un viaje sin retorno, cuando noto el frío asfalto de esta carretera solitaria bajo mis patas, viendo como las rojas luces se alejan…


(Publicado en la web microcuento.es )
https://microcuento.es/cuento/pilar-alejos/sin-retorno/



miércoles, 11 de abril de 2018

SOSPECHA


Llamaron a la puerta con insistencia. Se despertó sobresaltada. Abrió, a pesar de sentirse aturdida. Se encontró frente a dos hombres, que se identificaron como policías. Le hablaban, pero ella no comprendía nada. Le informaron que Sergio, su marido, había sufrido un accidente de coche, que estaba en el hospital, aunque no sabían seguro cuál era su estado. 

Entonces ¿con quién había pasado ella la noche y aún permanecía dormido?


(Relato escrito para el Reto 5 líneas del blog de Adella Brac
este mes de Abril
las palabras son: llamaron / comprendía / seguro)




lunes, 9 de abril de 2018

SI TÚ ME DICES VEN



El tiempo restañó mis heridas y me ayudó a olvidarte. Poco a poco, recuperé la serenidad. Vivía aletargada para no sentir. 

Sin esperarlo, otro ocupó mi corazón y me devolvió la sonrisa. Cuando me pidió que nos casáramos, dije que sí y comenzamos los preparativos. 

Pusimos fecha para la boda. Sería una ceremonia tradicional, por la iglesia y vestida de blanco. 

En la tienda de novias, me probé muchos vestidos, pero ninguno me gustaba. Llevaba puesto el enésimo vestido, cuando sonó el móvil. Eras tú. 

Me dijiste: “Ven”. Y si tú me dices “ven”, lo dejo todo… sin dudarlo, vestida tal y como estaba, corrí hacia la locura de tu boca.


Fotografía: Karolina Bazydlo.

domingo, 8 de abril de 2018

EL MONJE DE SHERWOOD



Aquella mañana, llegó a la comisaría el Abad del monasterio, con la cara desencajada y sin aliento. Deseaba interponer una denuncia. Habían robado de su biblioteca un manuscrito muy valioso, considerado un incunable. 

Durante la investigación, el bibliotecario que lo custodiaba nos acompañó hasta el lugar donde lo guardaban. La vitrina estaba vacía y alguien había grabado sobre el cristal: Robin Hood. 

Hablamos con los monjes sin obtener ningún resultado positivo. Ante la ausencia de pistas nos vimos obligados a archivar el caso. 

Nadie reparó en los hambrientos que, clandestinamente, esperaban su ración junto a las puertas de la cocina.


Relato publicado la I semana de Abril en
https://www.cincopalabras.com/ 

Las palabras obligadas, regalo de José Luis del Valle
y por este orden son:
Manuscrito- Incunable - Bibliotecario - Grabado - Archivar.



sábado, 7 de abril de 2018

HAY BESOS QUE TIENEN ALAS...


Hay besos que tienen alas, 

vuelan como si fueran sueños 

y anidan en tu corazón.



SI TUS SUEÑOS ECHAN A VOLAR...


Si tus sueños echan a volar 

y tus heridas se tornan cicatrices, 

si en tu día luce el sol, a pesar de las nubes 

y tu tiempo se detiene cuando él te sonríe, 

entonces, el amor existe...



NO HAY LLUVIA...


No hay lluvia 

que pueda apagar 

la emoción que siente 

un corazón que ama.



CARICIAS DE SOL...


Caricias de sol 

se deslizan con sigilo 

entre las sombras 

y amaneces. 


Pétalos de sueños 

aroman la mañana 

mientras mis labios 

despiertan de ti. 


Poemas de besos 

habitan mi pecho 

cuando el silencio 

acaba por latir. 


Versos de violetas 

y te desvaneces.



ESPERAR EN LAS SOMBRAS...


Esperar en las sombras 

que me acaricien tus ojos 

cuando me visto de luna. 

Despertar madrugadas 

con la emoción en tus manos 

cuando amanezco de brisa. 

Buscar mis mariposas 

que aletean con tus latidos 

cuando en tu pecho anidan. 


Amarte así, sin medida.



TE AMO DE AZUL...


Te amo de azul 

entre la realidad y los sueños 

cuando tu piel es mi piel 

tiñe de mar la madrugada. 

Te acaricio de azul 

entre el deseo y los miedos 

cuando envuelves mi cintura 

con tus versos al alba. 

Te beso de azul 

el cielo de luna, 

de azul la mañana.



ABRÁZAME, COMO LA BRISA...


Abrázame, como la brisa 

que suspira el mar, 

estréchame en tus brazos 

entre la playa y el cielo 

cuando se ruboriza la tarde 

y late el silencio queriéndote amar. 

Acaríciame los sueños 

los besos y las palabras 

desnúdame los miedos 

y vísteme de libertad.



AMANECIÓ, DE PURO AMOR


Amaneció, de puro amor,

su piel de primavera.

Bajo el sol de sus ojos 

sus besos florecieron, 

perfumaron las caricias 

que escondían los versos 

que gritaban las miradas. 

Se amaron bajo la luna, 

versaron con los suspiros 

fundiéndose en un poema al alba.



jueves, 5 de abril de 2018

PENDIENTE



Regresa cada noche y me insiste para que lo empuje de nuevo. Aunque ya me tiene harta, soy incapaz de negarle nada. Una y otra vez accedo a sus deseos. 

Aquel día le pillé desprevenido, no le di tiempo a reaccionar. Todavía no se lo puede creer. Pensó que no me atrevería, que era demasiado débil para hacerlo. 

Pero hoy he decidido de nuevo plantarle cara y acabar con esto. Le diré que esta será la última. Necesito dejar de escuchar cómo, al tensarse la cuerda con su balanceo interminable, golpea contra la barandilla de la escalera su cuerpo inerte.


(Publicado en la web microcuento.es )
https://microcuento.es/cuento/pilar-alejos/pendiente/



martes, 3 de abril de 2018

AMOR DE MAR



Nació un atardecer a la orilla del mar. Los brazos de su padre, tatuados por el sol y el salitre, fueron su primera cuna, donde la mecía con la cadencia de las mareas. Se acostumbró a dormir al arrullo de las olas, bajo la luz de la luna. 

Jamás echó de menos a su madre, porque nunca supo quién era. Le bastaron las caricias de su padre que le dejaban en su piel olor y sabor a mar. Aprendió a cantar con el sonido escondido en las caracolas. Pensaba que se las regalaba su padre, envueltas en encajes de espuma, cuando salía a navegar. Así le dolía menos su ausencia. 

Con el tiempo le creció el cabello y su piel se cubrió de escamas. Se sentía más cómoda dentro del agua que fuera de ella y permanecía largo tiempo sumergida sin necesidad de respirar. 

Un día, amaneció con las piernas pegadas y los pies con forma de aleta. No pudo entender qué le había ocurrido hasta que escuchó cantar a esa dulce voz de coral, que la atrajo hasta la playa. 

Imposible resistirse a aquella sirena. Nadó hasta alcanzarla. En el calor del abrazo descubrió el amor de su madre.



(Relato escrito para la web estanochetecuento.com ENTC en Abril 2018)


Fotografía: René Maltête.

lunes, 2 de abril de 2018

PEQUEÑO ASTRONAUTA



Siempre deseó volar hasta el infinito, mancharse con polvo de estrellas y acariciar la luna con los pies. 

Le llevó varios años conseguir el equipamiento completo de astronauta: el traje espacial con las botas, los guantes y el casco, para poder respirar y comunicarse. Emocionado, se vistió con todos los elementos, se sentó en la cama y cerró los ojos. De inmediato, sintió como la falta de gravedad elevaba su cuerpo. Comprobó que podía dar volteretas en el aire y saltar muy alto sin hacerse daño. Pero lo mejor, fue cuando descubrió que podía desplazarse por el universo a la velocidad de la luz. 

Las estrellas titilaban a su alrededor y tuvo que tener cuidado con alguna fugaz que le pasó rozando con su estela. Le fue imposible dejar de mirar la belleza de la luna, atraído por su magnetismo. Pensó que algún día descubriría lo que se escondía en su cara oculta. 

Nunca imaginó lo mágico que podía ser ver amanecer desde el espacio y se sentó para disfrutar del espectáculo. Se sintió tan cansado por el viaje que se quedó dormido. 

A lo lejos, le pareció escuchar que alguien decía su nombre. Después, notó unas leves sacudidas que le provocaron tal sobresalto que despertó de su sueño. Al abrir los ojos, lo primero que vio fue la cara de su madre que, con su deslumbrante sonrisa, le decía: 

—¡David, cariño, despierta, “Mi Pequeño astronauta”! ¡es la hora de levantarse o llegarás tarde al colegio! 

¡Vaya, todo ha sido un sueño! —pensó apesadumbrado. 

Pero, en lugar de decepcionarse, se levantó muy feliz. Había descubierto que no necesitaba cohetes supersónicos, ni naves espaciales ultramodernas para llegar tan lejos. Seguiría viajando por el universo con la mejor y más rápida nave que existía, su imaginación. 


Relato presentado al concurso #Cienciaficción
de zendalibros.com 



domingo, 1 de abril de 2018

NEBULOSA


Recuerdo una cena agradable y la copa de despedida en un local de moda, después, la nada. Solo existe el vacío y la oscuridad más absoluta hasta que despierto en esta habitación desconocida. Tú, manoseando mi desnudez y tu agrio aliento sobre mi boca. Lucho por librarme del peso de tu cuerpo. Presa de tus brazos me impides escapar. Pataleo y te pillo desprevenido, pierdes el equilibrio a la primera patada, con las siguientes logro alcanzarte de pleno en el cuello y sales despedido liberándome de ti. 

Me incorporo de un salto, preparándome para defenderme de tu próximo ataque, pero permaneces boca arriba sobre la moqueta, inerte, en medio de un charco de sangre. Me acerco con precaución y compruebo que no respiras. 

Recupero mi ropa, tirada junto a la cama. Temblando, me visto con torpeza. Tras llamar a emergencias, espero la llegada de la policía. 

Jamás imaginé que aquellos zapatos caros, con tacón de aguja, serían los que me salvaran la vida.


Imagen: Ole Marius Jorgensen.

sábado, 31 de marzo de 2018

HAY DÍAS QUE UNA SUAVE BRISA...


Hay días que una suave brisa 

nos golpea tan fuerte 

que puede hacernos tambalear 

como la peor de las tempestades.



ACARICIAMOS CON PALABRAS


Acariciamos con palabras 

sentimos en verso 

abrazamos en la distancia 

y no existe el tiempo, 

cuando amamos en silencio 

le susurramos al mundo 

y gritamos al viento 

porque somos corazón 

porque #PoesíaSomos 

y siempre seremos. 








LOS ABRAZOS SINCEROS


Los abrazos sinceros 

no tienen miedo, 

se dan, cuerpo a cuerpo, 

con el corazón latiendo.



SIEMPRE SOÑANDO DESPIERTA


Siempre soñando despierta 

con la cabeza en las nubes 

y el corazón en tu cielo 

cuando me amas...






RENDIDA DE AUSENCIA


Rendida de ausencia 

al llegar la noche 

desnuda de tus manos 

vestida de soledad. 

Inspiro este vacío 

impregnado de ti, 

afloran los recuerdos 

de sueños de seda 

con besos atrapados 

entre tus labios y mi piel. 

Añoro cada caricia 

que ahogaba las palabras 

entre susurros.



AMANECES DE SOL


Amaneces de sol 

tatuando en mi espalda 

un encaje de luces y sombras

con el fuego de tus labios 

dibujando caricias de amor. 

Permaneces callado 

al abrazarme con ternura 

desnudando mis silencios 

con la brisa de tu aliento 

mientras suceden los sueños.



AMANECIÓ SU SOLEDAD


Amaneció su soledad 

con vientos de tormenta, 

el alma agitada 

y el frío erizando su piel. 

Se vistió de mar 

junto al acantilado, 

la brisa arremolinaba su falda 

salpicando de ausencia 

cada gota de lluvia 

cada ola que abrazaba 

en su lecho de arena y sal.



ME AHOGO


Me ahogo 

si no beso tus labios 

para poder respirar. 

Me hundo 

si no me aferro a tus brazos 

para intentar volar. 

Me duele 

si no me miras a los ojos 

para volver a soñar. 

Me hiere 

si no te acarician mis manos 

para saberte amar. 

Me pierdo 

si tú no estás.




viernes, 30 de marzo de 2018

FRENTE AL ABISMO


Aunque siempre me trataste con respeto, para ti solo fui una diversión. Te faltó humildad y nos sobró pasión. Con los años, el amor se fue disipando y solo nos quedó un sentimiento de compañerismo. Sin darnos cuenta, la rutina se instaló entre nosotros adueñándose de todo. Invadió silenciosa, como la hiedra, cada rincón y nos asfixió dejándonos indefensos. 

No sé cómo tuvimos fuerzas para abrir las ventanas de par en par y nos dejamos acariciar por la calidez del sol. Recuperamos el aliento respirando a bocanadas aire fresco. 

Sin dudarlo, saltamos al vacío hacia el abismo de nuestro abrazo.


Relato publicado la IV semana de Marzo en
https://www.cincopalabras.com/ 

Las palabras obligadas, regalo de Fernando @Torres
(Jugador del @Atleti )
y por este orden son:
Respeto- Diversión - Humildad - Pasión - Compañerismo.



HAIKU 48 RELUCE EL RÍO...




martes, 27 de marzo de 2018

SENRYU 87 LATEN LOS PÉTALOS...




NOSTALGIA



El día ha amanecido cargado de nostalgia bajo el cielo gris de Berlín. Sentada junto a la ventana acaricio mi viejo álbum de fotografías. Toda una vida guardada entre sus páginas, ajadas por el uso y deformadas por las lágrimas vertidas sobre ellas a través del tiempo, evocando recuerdos. 

Lo iniciamos el día de nuestra boda, cuando al acabar la celebración, obligados por la miseria, metimos nuestros sueños en la maleta y partimos hacia Alemania, con el alma rota, en busca de una oportunidad. Después, se fue llenando con las sonrisas de nuestros hijos, con las de los nietos. El color sustituyó al blanco y negro mientras echábamos raíces. 

Demasiados años deseando regresar, no por añoranza, sino por la necesidad de llenar el vacío que nos quedó en el pecho al marchar. 

Poco a poco, ese dolor desaparece. Mi tiempo se ha detenido entre el frío pasado que guardan mis manos y este oscuro silencio.


(Publicado en la web microcuento.es )
https://microcuento.es/cuento/pilar-alejos/nostalgia/



sábado, 24 de marzo de 2018

EL GRAN SALTO



Siempre me dijeron: estudia y llegarás tan lejos como quieras. Te esfuerzas como nadie, terminas la carrera de Derecho y esperas que alguien te dé una oportunidad. Tras mucho esfuerzo consigues trabajar como abogada, lo das todo por el bufete hasta que descubres que no sirve de nada. Mientras tus compañeros se convierten en socios sin merecerlo, tus éxitos son ignorados. Sobre tu cabeza existe un techo de cristal. 

Cuando expresé que me sentía discriminada, que no recibía el mismo trato que mis compañeros de sexo masculino, fui despedida por mal comportamiento. Me fue imposible demostrar que el verdadero motivo del despido era: ser discriminada por ser mujer y luchar por mis derechos. Nadie del bufete se atrevió a testificar a mi favor. 

No gané aquella batalla, pero me impulsó a dar un gran salto al vacío y sin red. Ahora, ejerzo por mi cuenta, especializada en igualdad y en casos de discriminación por razón de género.


Fotografía: Elmar Geissler

ENTRE LAS SOMBRAS


Entre las sombras 

tranquila suspiras al alba. 

Una noche más 

has vencido tus miedos 

silencios que hieren el alma 

la soledad que te quema la piel 

gritos que rompen la madrugada. 

Respiras al escuchar tus latidos 

cuando el sol te devuelve la calma.



VISTIÓ DE PÚRPURA LOS SUEÑOS


Vistió de púrpura los sueños 

perdida entre su soledad 

y su ausencia insoportable 

¡cómo dolía tanto silencio! 

Le faltaba el calor de su piel 

cuando temblaba al alba 

al ver sus manos vacías 

el frío amanecía en su cuerpo 

sin su aliento, sin sus besos.



ENTRE LA BRUMA


Entre la bruma 

te sientes perdida, 

vulnerable, 

acaricias la vida 

con los pies descalzos 

y el alma herida

Buscas la luz 

que enciende el alba, 

la calidez del silencio 

que te abriga el corazón 

y esos besos 

con sabor a olvido 

que duelen en las entrañas.